Desayuno con Talento: El reto de la salud mental en la empresa del futuro

Stimulus

La promoción de la salud y de los hábitos saludables ya ocupaban un lugar en el funcionamiento de las compañías desde hace años. Sin embargo, hasta la llegada de la pandemia, la salud mental y emocional no ha sido un factor prioritario para las empresas. Sin duda alguna, la Covid-19 ha cambiado el tablero de juego en cuanto al bienestar emocional que ha cobrado auge. Y es que si algo nos ha enseñado esta crisis sanitaria es la importancia de promover la salud mental y psicosocial, ya que no solo afecta en el bienestar y en la felicidad de los trabajadores, sino, también, en el buen funcionamiento y productividad de las empresas. Sobre esta temática tuvo lugar el Desayuno con Talento virtual, organizado por Equipos y Talento y patrocinado por Stimulus. Bajo el título “El reto de la salud mental en la empresa del futuro”, directivos de RRHH de Aena, Banco Sabadell, Dealz España, Fnac, MAPFRE España y Sacyr compartieron sus experiencias en este ámbito.

Las empresas cada vez son más conscientes de la importancia de la salud mental, pero, sobretodo, de la importancia de situar al trabajador en el centro. Por ello, el papel de los departamentos de Recursos Humanos ha sido muy importante no solo para afrontar los retos que ha conllevado la pandemia, sino para asegurar el bienestar y la salud de sus empleados durante la crisis y sus posteriores consecuencias.

Hasta el momento, las empresas ya habían empezado a promocionar el wellbeing dentro de las organizaciones. Como bien nos comenta Rosa Sanz López, gerente de Riesgos Psicosociales y Bienestar Emocional en Sacyr, “hasta la llegada de la Covid-19, nos centrábamos más en la promoción de hábitos saludables, la salud física y la actividad deportiva”, aunque ya se empezaban a llevar a cabo iniciativas para promover la salud mental de los trabajadores. Pero con la llegada de la pandemia fue cuando realmente la salud mental alcanzó una gran relevancia y se tuvo que plantear un plan de acción para aplicar de forma inminente, resaltó. Sí es cierto, como nos comenta Noelia Martínez Morato, responsable de Selección, Formación y Prevención de Riesgos en Aena, que “tener un proyecto en salud mental en marcha antes del Covid nos ha ayudado”, haber trabajado previamente un programa de atención al empleado enfocado hacia la salud mental favoreció la adaptación a la pandemia en este aspecto. Aun así, muchas compañías se vieron sorprendidas por la crisis sanitaria. Tanto Roberto Germán Garrido, HR director en Dealz España, como Delfina García Muñoz, responsable Gestión Salud Laboral en Banco Sabadell, afirman haber vivido la pandemia “en primera línea”, remarcando, sobre todo, la labor con el cliente, al que también han tenido que “acompañar en el proceso de adaptación a la nueva forma de trabajo”, añade Delfina García.

Eva Rodríguez Henríquez, adjunta a la Dirección de Relaciones Laborales y Prevención de MAPFRE España, ya nos lo advertía: “Estamos ante un cambio de paradigma, un cambio profundo tanto en la empresa como en las personas”. Debido a la situación pandémica que hemos sufrido, las personas se han situado en el centro de las organizaciones y eso también lo han notado los propios empleados: “El empleado ha sentido que influye en la empresa y que todo lo que hacemos por él también influirá en su bienestar, pero también en el bienestar de la organización”, afirma Armando Gómez, responsable de PRL y Salud Laboral en FNAC España. Al fin y al cabo, las personas han necesitado ayuda durante toda la pandemia y aquellas empresas que han demostrado una preocupación con relación a su bienestar lo han tenido más fácil para obtener el feedback de sus empleados. Tal y como comenta Eva Rodríguez, de MAPFRE, “las empresas que llevamos tiempo tratando este tipo de temas y con esta sensibilidad bastante desarrollada lo hemos tenido más fácil, ya que el empleado confía en la empresa y está acostumbrado a manifestar sus inquietudes y necesidades”. En MAPFRE ya estaban trabajando en modelos holísticos de salud y bienestar, a través de su programa de salud y bienestar psicoemocional, que cuenta con la implicación de todas las áreas de RRHH. En este sentido, para favorecer el tratamiento de estos temas por parte de los empleados y las empresas es muy importante el anonimato. Christine Loos, directora general en Stimulus España, comenta que en su organización ponen “mucho hincapié en la confidencialidad, pero también en el anonimato para que el empleado pueda, en completa confianza, acudir a una ayuda experta en cuanto lo necesite”.

Leer más

 

Deja un comentario